El tercer acto de la vida

Categories Motivación, ReflexionesPosted on Format Vídeo

La TERCERA EDAD una etapa de: desarrollo, crecimiento, autoconocimiento y sabiduría.

Ha habido muchas revoluciones a lo largo del último siglo, pero tal vez ninguna tan significativa como la revolución de la longevidad, en promedio estamos viviendo actualmente 34 años más que nuestros bisabuelos, solo piénsenlo toda una vida de adulto añadida a la que ya vivimos

Y todavía nuestra cultura no logra en su mayoría darse cuenta de lo que esto significa, seguimos viviendo con el viejo paradigma de la edad como un Arco, esa es la metáfora.

En esta metáfora, nacemos llegamos a la parte más alta a edad mediana y vamos en declive hacia la decrepitud.

La Edad se ve como un sinónimo de patología, aunque ahora mucha gente, están echando un nuevo vistazo a lo que yo llamo el tercer acto de la vida las últimas tres décadas de la vida, ellos se están dando cuenta de que en realidad es una etapa de desarrollo de la vida con su propio significado, tan diferente de la edad media como la adolescencia lo es de la niñez y se están preguntando:

¿Cómo uso este tiempo?

¿Cómo podemos vivirlo con éxito?

¿Cuál es ahora la metáfora más adecuada para el envejecimiento?

Me he pasado el último año investigando sobre este tema, y he llegado a concluir que una nueva metáfora mejor sobre el envejecimiento sería una escalera, la Ascensión del espíritu humano llevándonos a la sabiduría integridad y autenticidad.

La Edad no como sinónimo de patología, si no como sinónimo de potencialidad, y ¿saben qué? Este potencial no es solo para algunos suertudos resulta que la mayoría de la gente con más de 50 años se sienten mejor, están menos estresados, son menos hostiles menos ansiosos, ven más las similitudes que las diferencias, algunos de los estudios incluso dicen que somos más felices esto no es lo que yo esperaba ¡créanme!

Pero ahora que me encuentro justo a la mitad de mi propio tercer acto me doy cuenta de que nunca he sido más feliz, tengo una sensación enorme de bienestar y descubrí que cuando estas dentro de la vejez, en lugar de verla desde el exterior el miedo disminuye, te das cuenta todavía de que eres tú mismo y tal vez mucho más.

No quiero idealizar el envejecimiento, obviamente no hay garantía de que puede ser un tiempo de realización y crecimiento, puede ser cuestión de suerte u obviamente de genética de hecho una tercera parte es cuestión genética y no hay mucho que podamos hacer al respecto, pero eso significa que en dos terceras partes si podemos hacer algo al respecto, esta parte se llama …Renacer.

¡Me encanta eso!, envejecimiento como sinónimo de renacimiento

Déjenme decirles algo sobre la escalera, lo que puede parecer una metáfora extraña con respecto a los ancianos, dado que el hecho de las escaleras son un reto para muchos ancianos.

Como pueden saber el mundo entero opera bajo una ley universal, la Entropía la segunda ley de la termodinámica, entropía significa que todo en el mundo, todo está en estado de deterioro y decadencia.

Solo hay una excepción para esta ley universal y ese es el espíritu humano, que puede seguir evolucionando, ascendiendo en la escalera llevándonos a la sabiduría integridad y autenticidad.

Todos nacemos con el espíritu, todos, pero a veces decae por los retos de la vida, la violencia, el maltrato, la negligencia.

Lo que nos hace sabios no es tener experiencias, es reflexionar sobre las experiencias que hemos tenido lo que nos hace sabios.

Este texto es un extracto de la conferencia que dio Jane Fonda (actriz nacida el 21 de diciembre de 1937).

Si quieres escuchar la conferencia completa aquí te la dejamos.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *